En la primera parte de esta serie dedicada a los wraps les conté qué son y porqué vale la pena elegir un buen wrap. También les pasé la receta básica de masa que prefiero. Hoy veremos qué se debe tener en cuenta a la hora de prepararlos, y dos recetas ideales para probar este plato en primavera.

Para elaborar un buen wrap debemos combinar ingredientes respetando los siguientes criterios:

  • Agregar siempre alguna proteína ya sea animal o vegetal: Pollo, lomo, pescado, legumbres, tofu, seitán (carne vegetal a base de gluten), quesos, huevo, etc.
  • Incluir siempre vegetales frescos y/o cocidos: calabazas asadas, pimientos asados, zanahorias en juliana, bastones de pepino, etc.
  • Incorporar algo que obre de “aglutinante” para que los ingredientes se mantengan dentro. Esto, a la vez, aporte mucha humedad. Esto puede ser, según el wrap, guacamole, hummus, babbaganoush, alguna pasta de otra legumbre, queso crema saborizado, etc.
  • Siempre es bueno algo crocante: frutas secas o semillas tostadas son mi opción favorita.
  • Es bueno que los ingredientes estén cortados de forma alargada, para que al morder todos los ingredientes permanezcan dentro del wrap y éste no comience a desmoronarse. Deberíamos poder comerlo perfectamente en la calle mientras caminamos.
  • Es importante presionar muy bien el relleno a la hora de armarlos.
  • Para armarlos colocar sobre el disco de masa el relleno paralelo a nosotros, dejando 2 cm libres de cada lado. Doblar los extremos hacia el centro y comenzar a enrollar sobre sí.
  • No olvidarse de la fruta, ya sea fresca o desecada que en muchos casos queda muy bien y le otorga una nota dulce y refrescante que divierte al paladar.
  • Incorporar hojas de distintos tipos le aporta frescura y mucho volumen a nuestro wrap. Según la preparación podremos elegir lechugas, rúcula, berro, etc.
  • Siempre es conveniente preparar un wrap y consumirlo dentro de la hora que fue elaborado. Sin embargo, si debemos hacerlo con mayor antelación podemos elegir opciones de wraps más “secos”, es decir sin nada untable dentro, colocar una base de lechugas cortadas entre la masa y el relleno y que funcione como aislante de la humedad y, a la hora de consumir, utilizar diversas salsas para agregar en el momento (en este caso, pensamos en una mesa, no en la opción “to go”). Estas salsas pueden ser a base de yogur natural, pasta de tahine, etc.
  • Si la masa no va a utilizarse al momento en el que fue elaborada, puede envolverse en papel film en la heladera. Dura 3 días aproximadamente. En freezer dura 6 meses.
  • Si la sacamos de la heladera es bueno regenerarla pasándola unos segundos por un sartén seco para recuperar frescura y elasticidad.
  • Una excelente opción es, una vez armados los wraps, pasarlos vuelta y vuelta por un sartén limpio, bien caliente para que se tuesten ligeramente. Esto le da una cierta crocantez, le da más entidad de pan a la masa y, al ser breve, la cocción no llega a penetrar dentro del wrap en el caso de que el relleno deba comerse frío.
  • Como estas opciones constituyen un almuerzo completo por sí solos, recomendaría acompañarlos apenas con unas hojas verdes condimentadas o unas papas doradas.

Estas dos recetas son excelentes ejemplos de todo lo que acabamos de desarrollar. Un wrap de pollo y quínoa y otro de atún y palta, frescos y diferentes.

IMG_2036

De pollo y quínoa:

4 personas

  • 4 masas de wrap
  • 100 g de quínoa
  • 400 g de pechuga de pollo
  • 50 g de castañas de cajú
  • 100 g de uvas frescas
  • 100 g de rúcula
  • Aderezo de mostaza

Para el aderezo de mostaza:

  • 1 cdita de miel pura
  • 1 cdita de mostaza de dijon
  • 2 cdas de aceto balsámico
  • 6 cdas de aceite de oliva
  • sal y pimienta negra
  • Medir el volumen de quínoa. Colocar sobre el fuego 2 veces ese volumen en agua, colocar la quínoa y cocinar hasta que el agua haya desaparecido moviendo, de vez en cuando. Retirar del fuego y dejar enfriar.
  • Cortar el pollo en tiras. Reservar.
  • Lavar las uvas, cortarlas en 4 y despepitarlas.
  • Tostar las castañas de caju sobre un sartén limpio.
  • Para el aderezo batir la mostaza con la miel y el aceto. Salpimentar. Agregar el aceite hasta formar una emulsión espesa.
  • En un bowl colocar la quínoa, las castañas, las uvas y la rúcula. Aderezar con la preparación de mostaza y volcar sobre el wrap. Terminar con el pollo dorado en sartén, enrollar y servir.

Nota: Si no es temporada de uvas frescas, pueden reemplazarse por un par de pasas de uva picadas y rodajas de manzana colorada con piel cortada en finísimas láminas.

DSC_0394

De atún y palta:

4 personas

  • 400 g de atún al natural en lomito
  • 2 paltas Hass
  • 4 cdas de queso crema
  • 1 tomate redondo maduro
  • 1 cebolla morada chica
  • 1 lima o limón
  • hojitas de cilantro
  • hojas de lechuga mantecosa
  • aceite de oliva extra virgen
  • Sal marina
  • Pimienta negra de molinillo

Este wrap es el más sencillo y uno de los más deliciosos, frescos y sustanciosos.

Pelar y cortar la palta en gajos. Rociar con jugo de limón para que no se ponga negra.

Cortar la cebolla morada tan fina como un papel

Deshojar el cilantro

Lavar el tomate, cortarlo en cuartos y retirarle las semillas. Cortarlos en juliana

Untar una masa de wrap con el queso crema colocar el atún, el tomate, los gajos de palta, el cilantro, la cebolla y las hojas de lechuga rotas con la mano. Condimentar con sal, pimienta, pizca de ralladura de lima, gotas de su jugo y un hilo de oliva extra virgen. Enrollar y servir.

Nota: También se puede hacer una pasta con todos los ingredientes y untarlo sobre la masa, agregar la lechuga y la palta y enrollar.

La semana que viene, completo el recetario con alternativas veganas, vegetarianas y una novedosa versión oriental con pescado.

Gracias por leer!

Pedro

Pedro Lambertini

Pedro Lambertini

Pedro Lambertini nació en Córdoba. A los 12 años se mudó a Buenos Aires y desde muy joven viajó por Europa, vinculando la comida y las diferentes culturas. Ya de pequeño cocinaba para familiares y amigos, especialmente influenciado por la cocina italiana de su abuela Rosa Mainero. Más grande, preparaba dulces y tortas por encargo para tiendas. Su experiencia laboral creció pasando por el hotel Caesar (junto a Germán Martitegui y Beatriz Chomnalez) y Sucre (junto a Fernando Trocca), entre otros. Tuvo un proyecto de cocina propia con servicios de pastelería gourmet para bares y restaurantes exclusivos. En 2006, Michael Legge le propuso abrir un restaurante con productos naturales y orgánicos. Así surgió “Natural Deli”, que desde entonces ha aparecido en numerosos medios de prensa, nacionales e internacionales, con sus recetas o prestigiosas críticas gastronómicas.En junio de 2011 se estrena “UNO Único, Natural y Orgánico”, su primer programa de televisión en la señal El gourmet, dedicado a productos de pastelería y panadería integral, utilizando cereales, semillas y granos para lograr productos ricos, nutritivos y novedosos. Desde entonces su presencia televisiva continúa: participó en las temporadas III y IV de la serie “Gourmet Responde”, protagonizó “Frutos de la Sierra. Córdoba” (2012) y en 2013 su tercer ciclo orientado 100% a la cocina saludable desde un lugar poco ortodoxo, filosofía que Pedro permanentemente divulga a través de sus distintas actividades. En 2014 estrenó su primera serie íntegramente grabada en el exterior (Alemania).
Pedro Lambertini

Latest posts by Pedro Lambertini

No Comments Yet

Comments are closed