Uno de los problemas recurrentes que más escucho entre quienes me consultan es la dificultad para quedarse dormidos, para dormir profundamente o para volverse a dormir si se despiertan. Aquí van mis consejos para dormir mejor.

Y lo más sorprendente de todo –aunque quizás no tanto-, es que a la mayoría de las personas les sucede. Estamos en un momento de la historia en que la gente duerme poco o mal, se alimenta a base de dulces, harinas y cafeína para mantenerse despierto, hace poco ejercicio, tiene poca paciencia y poca fe. Un combo preocupante. Quizás éste no sea tu caso, pero sin duda no es igual la disposición, energía y nivel de concentración que tenés si dormiste bien vs. una mala noche. ¿Sí o no?
Estos consejos son claves  para dormir mejor y seguro te ayudarán a dormirte más rápido.

01. Cena como un mendigo: cuando eras adolescente seguramente podías comerte una piedra que la digerías rápidamente. Hoy en día, si le haces caso al dicho: “desayuna como un rey, almuerza como un príncipe y cena como un mendigo” podrás dormir mejor, ya te habrás dado cuenta. Es simple: si tu cuerpo tiene la ardua tarea de digerir, estará trabajando en vez de estar descansando, regenerando y desintoxicando –aquello que debe suceder de noche.

02. Bendito celular: apaga el teléfono– o ponelo en modo avión- por lo menos 30 min. antes de irte a dormir. Para descansar, necesitás poco a poco dejar de incorporar información a tu mente de manera consciente o inconsciente. Si no, estará trabajando, atando cabos y tratando de recordar para mañana lo que vio hoy. Cuando nos acercamos a la hora sagrada del descanso, la atención debe ir hacia adentro, en conexión con nuestro mundo interno en vez del externo. Ni hablar si compartes con tu familia o con tu pareja. Verás la diferencia y la paz que trae no estar pendiente del bendito celular y compartir contigo o con tu entorno.

03.Repasa tu día y agradece: la gratitud nos conecta con lo más bello de la vida. Con aquello que SI funcionó en nuestro día y con los detalles que en realidad, son los que hacen la diferencia en nuestro día. Irte a dormir repasando lo bueno te relaja, libera tensiones y te permite dormir satisfecho y en paz. No puedo explicar lo bueno que es este tip si lo aplican a diario. Si dormís con alguien pueden hacerlo de a dos. Mejora la comunicación y la conexión entre ambos. Aquí tienes una nota sobre cómo aplicar la gratitud en tu día a día.

Como siempre digo, si no probás, nunca sabrás. Lo importante es la constancia, la consciencia y saber que todo, pero todo es un proceso continuo. Cuando te des cuenta ya estarás disfrutando de un descanso reparador, una mente positiva y en paz.

 

Luana Hervier

Luana Hervier

Fundadora at Luana Living
Luana Hervier es una Green Vivant desde pequeña, apasionada por explorar y compartir la vida saludable en la ciudad. Coach en Nutrición y estilo de vida, Profesora internacional de Yoga y de Educación Física. Conductora en wellness en Radio y TV. Autora del libro Luana Living: Nutrición y Movimiento para el cuerpo y el alma.
Luana Hervier
No Comments Yet

Comments are closed