Presurización de cabinas aéreas: sus efectos en el organismo y TIPS para evitarlos

Lo que sentimos no es el jet lag sino el resultado de las condiciones que se dan en las cabinas aéreas, con estos simples consejos podrás reducir sus efectos en el organismo.

Antes que nada quiero hacer una aclaración sobre lo que realmente significa el término “Jet Lag” porque generalmente es mal utilizado. El verdadero “jet lag” ocurre cuando uno viaja a un destino que tiene una diferencia de varias zonas horarias con respecto al país de origen. Esto produce un disbalance en los ritmos circadianos hormonales que puede resultar en síntomas físicos, mentales y emocionales.

Por lo tanto cuando hacemos un viaje (por más que sea nocturno o largo) y la diferencia horaria no es significativa, lo que sentimos no es el jet lag sino el resultado de las condiciones que se dan en las cabinas aéreas, los cuales veremos en detalle a continuación.

Les voy a dar un par de explicaciones de porque se dan los síntomas y luego un par de consejos para aminorarlos (otro día les hablaré del jet lag).

A pesar de que la cabina sea presurizada con oxígeno para lograr las condiciones habituales a la cuales solemos vivir, simulan una altura de 1800-2400 mts. sobre el nivel del mar.

A esta altura la concentración de oxígeno es menor y esto genera una hipoxia (bajo nivel de oxígeno ) general en todas las células del organismo : por lo tanto todos los procesos fisiológicos del cuerpo se ven afectados.  A nivel central esto puede generar mareos, fatiga, cefalea, adormecimiento, y letargo mental. Esto empeora con el alcohol y puede sentirse intensamente por personas que tengan alguna enfermedad cardiovascular, pulmonar o anemia.

TIP 1: estar bien descansado. Se suele cometer el error de querer llegar “cansado” al vuelo para poder descansar en él y esto lo único que logra es empeorar los síntomas. Exponerse a la naturaleza y realizar ejercicios aeróbicos al aire libre en las 24 horas previas es de gran ayuda para llegar oxigenado y vital. La circulación de sangre se encuentra comprometida por la poca movilidad durante el viaje (sumado a la depravación de oxígeno).

TIP 2: Mantenerse activo, no consumir mucha sal y mantenerse hidratado previo al vuelo.

En personas con problemas circulatorios recomiendo utilizar medias de compresión y tomar tisanas circulatorias las 24 horas previas, sobre todo si los viajes son largos.

Es común sentir retención de líquidos cuando se llega al destino: piensen que el retorno venoso que se produce cuando duermen en posición horizontal no sucede y la sangre queda “estancada” en los miembros inferiores. Realizar ejercicios de contracción de las pantorrillas flexionando los pies y contrayendo los músculos de las piernas durante el viaje es de gran ayuda (al igual que pararse, moverse y caminar un poco).

El grado de humedad en el ambiente suele ser del 20% (muy seco), por lo cual es común sufrir de una deshidratación generalizada.

TIPS (según órganos afectados)

  • Ojos secos: Utilizar lágrimas para mantenerlos humectados. Evitar los lentes de contacto (preferir los lentes convencionales).
  • Piel seca: previo al vuelo encremarse todo el cuerpo y de sentirlo necesario llevar a bordo una crema pequeña (menor a 100 gr.) para humectarse durante el vuelo.
  • CLAVE: Mantenerse BIEN hidratado antes, durante y después del vuelo. Recomiendo adquirir una botella de agua después de pasar migraciones para no depender del servicio de la aerolínea para tomar agua (de hecho pueden solicitar un re-fill las veces que quieran). Evitar el alcohol, el té/mate y el café (ya que son diuréticos).
  • NOTA: la constipación que muchos suelen sufrir al llegar al destino suele deberse en gran medida a la deshidratación del vientre (y al cambio en la alimentación habitual).
  • ALIMENTACIÓN durante el vuelo: Recomiendo llevarse snacks/alimentos de gusto personal (sobre todo si estan acostumbrados a comer saludable). 48 horas previo al viaje pueden solicitar en la aerolínea si tienen alguna preferencia alimentaria (gluten free, vegetariano, kosher,etc): que por más que no sufran de ninguna condición, siempre se ofrece una alternativa mucho más saludable (más frutas, verduras y menos alimentos procesados).

Con la baja de presión en la cabina, los gases suelen expandirse, por lo cual pueden verse afectados todos los órganos o cavidades que los contienen. En el tracto digestivo esto pueden dar una sensación de llenado. En pacientes con síntomas gastrointestinales recomiendo evitar 24 horas previas todos los alimentos que les generen flatulencias para disminuir los síntomas. 
Al despegar pueden sentir una sensación de tapado de oídos , ya que el aire se escapa del oído medio y los senos sinuosidades. Esto puede solucionarse tragando saliva (por eso es común recurrir al chicle) o soplando con la nariz tapada para igualar las presiones.
Si se sufre de alguna condición en la cual los senos en el cual se encuentren congestionados, recomiendo utilizar gotas nasales para descongestionarlos (consulten con sus médicos).

SUEÑO/CONFORT:

Llevar ropa cómoda, flexible, agradable al tacto y un abrigo (ya que la temperatura suele ser baja en la cabina).

Si se sufre de dolores cervicales: llevar una almohada personal para no tensionar la zona.

Si son de sueño “liviano”: llevar antifaz y tapones de silicona blandos/maleables(hay una marca “earplugs” que venden en farmacias que es excelente). Evitar el café previo y durante vuelos nocturnos.

 

Florencia Dafne Raele.

Florencia Dafne Raele.

MN 149560.
Médica especialista en medicina estética y orthomolecular
Post grado en Nutrición
Post grado en Medicina Ayurveda
Nutricion Holística (IIN)
Nutrition / Fitness Coach
Florencia Dafne Raele.
Sin comentarios aún ¡se el primero!

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicacada.